Mimbres para un debate sobre las Organizaciones Solidarias

PYFOOSS1Cuando decimos “Organizaciones Solidarias” (OOSS) nos referimos al conjunto de organizaciones -formales e informales- de iniciativa ciudadana que contribuyen con su acción altruista y no lucrativa a la transformación de la realidad y la mejora del mundo local y global.
Expresiones como ONG, asociacionismo, entidades de voluntariado o, incluso, Tercer Sector, se nos quedan estrechas o demasiado amplias para describir esa realidad.
Desde el comienzo de “Apuntes para la Participasión” nos ha pre-ocupado particularmente el presente y el futuro de las organizaciones solidarias, porque creemos que se trata de una cuestión clave en la coyuntura histórica que vivimos: ¿Es posible construir otro mundo mejor sin organizaciones solidarias?
Por eso  pretendemos, sin abandonar otros temas relacionados con la participación y la ciudadanía, provocar aquí -a partir del próximo mes de septiembre- un debate, un contraste de opiniones que nos permitan estimular la reflexión sobre esa cuestión concreta.¿Cómo están las OOSS? ¿Cuales son sus principales retos? ¿Cómo están cambiando? ¿Qué nuevas formas organizativas están surgiendo? ¿De qué maneras podemos/debemos contribuir a la construcción de las nuevas OOSS?
A este debate hemos invitado a muchos amigos, e invitamos a los seguidores y seguidoras de este blog para que  mandéis vuestras aportaciones y opinéis sobre las que se vayan produciendo a lo largo de sucesivas semanas.
Nuestra expectativa es convocar muchas y muy diversas voces, que nos ayuden a visualizar el amplio conjunto de perspectivas y enfoques posibles que nos permitan entender mejor esta cuestión clave, para -quizás- reunirlas en una publicación que podamos re-difundir ampliamente.
Como anticipo, os dejamos aquí tres “apuntes” de tres amigos que han comprometido su participación en el debate.

Siendo consciente de que este no puede ser el único frente, pienso que uno de los problemas que ha debilitado a las organizaciones sociales ha sido justamente un cierto abandono del territorio y de la construcción de relaciones activas y organizadas en este ámbito comunitario. 
Por otra parte, de manera muy fuerte, subrayo la necesidad de que, sin ninguna autoflagelación, es necesario realizar una verdadera y profunda autocrítica del reciente pasado y un análisis, igualmente crítico, de como las fuerzas políticas y sociales que históricamente han asumido nuestras finalidades, han sido incoherentes y, en cierta medida, han traicionado estas mismas finalidades. Sin esta crítica y sin esa autocrítica nuestras propuestas y nuestros debates quedarían sin fuerza y sin capacidad de desarrollar un papel pedagógico. No se trata de buscar culpables pero sí de identificar las raíces y las causas de las debilidades, de las incoherencias y de los elementos negativos que han hecho perder validez a estas finalidades. Está claro para mí que aquellas finalidades siguen siendo nuestra referencia, pero no la manera en cómo la hemos perseguido y teniendo en cuenta el cambio de Era.”

Marco Marchioni

juliocamacho1

“Es estimulante comprobar que el ideal altruista sigue siendo compatible con estos tiempos de pragmatismo y acelerados cambios tecnológicos. Desde nuestro observatorio avistamos la posibilidad de que conceptos tales como ‘inteligencia colectiva’ y ‘colaborativa’ se estén abriendo paso, más y mejor que nunca, como efecto colateral y sobrevenido del impacto de estas tecnologías sobre una sociedad desorientada, en trance de rápida globalización. Sobre todo para la gente joven, las distancias espaciales, temporales y culturales se acortan, en un mundo pespunteado por excesos de codicia, de caos, de entropía… más necesitado que nunca de profundas revisiones éticas, convivenciales y de sostenimiento del planeta.
Es estimulante también ver cómo reaparecen cada día ideas e iniciativas en torno a asuntos -hasta hace poco marginales para el debate- como el procomún, la banca cívica, el creative-commons y derivados, las patentes, la fiscalidad (y sus paraísos), rondando inevitablemente la necesaria actualización del concepto, ya añejo, de propiedad privada, que permite la acumulación sin límite de fortunas personales y familiares equivalentes al PIB de muchos países (incluso de tamaño medio). Me consta que algunas de estas grandes fortunas –no solo en SiliconValley- empiezan a poner anticipadamente sus barbas a remojar para que el tránsito sea leve“.

Julio Camacho
Director del Observatorio de la Juventud del INJUVE

fernando12

La participación ciudadana es condición necesaria de un futuro mejor. Sea cual sea o como sea ese futuro que nos aguarda, siempre será mejor si las gentes se implican en su construcción. Necesitamos toda la inteligencia colectiva y la voluntad solidaria que seamos capaces de movilizar ante la dimensión de los imponentes desafíos y retos que enfrentamos. Pero la participación ciudadana no es solo concientización y movilización, por importantes -e incluso fundamentales- que éstas sean. La participación ciudadana, los movimientos sociales, necesitan articularse en formas organizativas -sean como sean éstas- que trasciendan la movilización, la protesta, que le den continuidad y la alimenten, que la traduzcan en propuestas y respuestas. A lo largo de la historia han existido siempre distintas formas de organización popular, que han cambiado con el tiempo. Vivimos momentos de cambio, también en cuanto a las organizaciones solidarias. Es el momento de re-construir las organizaciones del futuro, de pensar cómo deben ser, de dar los pasos para avanzar hacia ellas. Y pensar en ello, en cómo vamos a organizarnos para construir la convivencia, es tan importante como pensar en las formas de trabajar, de alimentarnos, de atender a las necesidades básicas… De hecho, no son cuestiones diferentes.”

Fernando de la Riva

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Sin categoría y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Mimbres para un debate sobre las Organizaciones Solidarias

  1. Pingback: Mimbres para un debate sobre las Organizaciones Solidarias « Redasociativa RAS

  2. Pingback: Mimbres para un debate sobre las Organizaciones...

  3. Pingback: Mimbres para un debate sobre las Organizaciones Solidarias | UrsulaSola's Blog

  4. Juan Guirado. dijo:

    Seria muy oportuno que invitaran a este debate al profesor Emilio Martínez, Universidad de Murcia, que lleva muchos años investigando, publicando, pensando, proponiendo,… reflexiones sobre ética, solidaridad y sociedad civil y muy empeñado en que usemos la denominación de organizaciones solidarias.
    Os dejo enlace a una publicación del año 2006 que lo explica muy acertadamente: http://www.emiliomartinez.net/pdf/Etica_ONGD.pdf
    E. Martínez Navarro: Denuncia y cooperación: la ética de las organizaciones solidarias para el desarrollo. Publicado en: Cuadernos Contraste (nº 8) del Foro Ignacio Ellacuría (Murcia, 2006) [ISBN: 84-611-3221-1].
    “Sería preferible dejar de llamar “ONG” a las organizaciones humanitarias sin ánimo de lucro y denominarlas “Organizaciones Solidarias”: porque parece más adecuado nombrar a las cosas por lo que positivamente son, en lugar de designarlas por lo que no son.”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s